Una poetisa de la que nunca he oído hablar: Alfonsina Storni

La segunda poetisa destacada de esta serie es Alfonsina Storni, una poetisa argentina nacida en 1892. Esta es una especie de trampa, ya que he oído hablar de ella. Incluso tengo un libro de su poesía, pero ¡ay, está a 5.000 millas de distancia y me había olvidado de ella! Storni, considerada una de las más grandes poetas latinoamericanas del período modernista, comenzó su viaje creativo a través de una compañía de teatro itinerante después de la muerte del segundo matrimonio de su padre y su madre. Más tarde, se mantuvo a sí misma y a su hijo enseñando y trabajando como periodista. Su escritura creativa parecía haber superado a otros trabajos, pero pudo publicar su primer libro de poemas, La inquietud del rosal en 1916. Pronto, su estilo se volvió más feminista en su mensaje, ya que escribió sobre la lucha de las mujeres en una sociedad moderna pero dominada por los hombres. Muchos de sus poemas trataban temas como la muerte, el amor y lo erótico. En 1920, Storni recibió el primer Premio Municipal de Poesía y el segundo Premio Nacional de Literatura por su libro de poesía, Languidez. Alfonsina sufrió una crisis nerviosa en 1928 y luego fue diagnosticada con cáncer de mama en 1935. Se sometió a una mastectomía radical, que desafortunadamente no hizo nada para mejorar su salud. Sufriendo ahora de cáncer terminal y depresión, a la edad de 46 años, Alfonsina se ahogó, enviando su último poema, a La Nación. Este poema es el que me introdujo en su obra. Se titula, Me voy a dormir.

RELACIONADO: Un Poeta Del Que Nunca He Oído Hablar: Lola Ridge

Me voy a dormir

Dientes de flores, pelo de rocío,
manos de hierbas, tú, nodriza fina,
prepara la sábana de tierra para mí
y el eiderdown de musgos silvestres.
Me voy a dormir, mi nodriza, llévame a la cama.
Pon una luz al lado de mi cabeza;
una constelación; lo que elijas;
todo está bien; baja un poco la luz.
Leave me alone: escuchar como los brotes comienzan a florecer…
desde lo alto de un celestial pie de las rocas que
y un pájaro rastros algunas notas
así que usted puede olvidar…Gracias. ¡Oh, algo más!
If he phones me again, tell him
not to persist…that I have gone.

Parásitos

Jamás pensé que Dios tuviera alguna forma.
Absoluta su vida; y absoluta su norma.
Ojos no tuvo nunca: mira con las estrellas.
Manos no tuvo nunca: golpea con los mares.
Lengua no tuvo nunca: habla con los centellas.
Te diré, no te asombres;
Sé que tiene parásitos: las cosas y los hombres.
Parasites

English Translation
I never thought that God had any form.
Absolute the life; and absolute the norm.
Never eyes: Dios ve con las estrellas.
Nunca manos: Dios toca con los mares.
Nunca lengua: Dios habla con destellos.
Les diré, no se asusten;
Sé que Dios tiene parásitos: cosas y hombres.

You Want Me White

Traducido por Fountain, Catherine

You Want me to be the dawn
You want me made of seaspray
Hecho de nácar
Que sea un lirio
Casto sobre todos los demás
De perfume tenue
Una flor cerrada
Que ni siquiera un rayo de luna
Podría haberme tocado
Ni una margarita
Llamarse a sí misma mi hermana
Me quieres como nieve
Me quieres blanco
Quieres que sea el amanecer
Tú que tenías todo
Las copas ante ti
De fruta y miel
Labios teñidos de púrpura
Tú que en el banquete
Cubierta en vid
Dejar ir de su carne
la Celebración de Baco
Usted que en la oscuridad
Jardines de Engaño
Vestido de rojo
Corrió hacia la Destrucción
Usted que mantienen
Sus huesos intactos
Sólo por algún milagro
que no sé
Te pido que me blancos
(Que Dios perdone)
Te pido que me casta
(Que Dios perdone)
Te pido que me la madrugada!
Huir hacia el bosque
Ir a las montañas
Limpiar tu boca
Vivir en una choza
Toque con sus manos
La tierra húmeda
Alimentarse a sí mismo
Con raíces amargas
Bebe de las rocas
Dormir en la escarcha
Limpie su ropa
Con salitre y agua
Hablar con los pájaros
Y la vela en la madrugada
Y cuando tu carne
Ha devuelto a usted
Y cuando se han puesto
En el alma
Que a través de los dormitorios
se enredó
Entonces, buen hombre,
Preguntar que puedo ser blanco
Pedir que me gusta la nieve
Preguntar que puedo ser casto

Han venido

Hoy mi madre y mis hermanas
vinieron a verme.
Había estado sola mucho tiempo
con mis poemas, mi orgullo . . . casi nada.
Mi hermana – – – la mayor – – – es adulta,
es rubia. Un sueño elemental
pasa por sus ojos: Le dije a la más joven
” La vida es dulce. Todo lo malo llega a su fin.”
Mi madre sonrió como los que entienden las almas
tienden a hacerlo;
Puso dos manos sobre mis hombros.
Me está mirando . . .
y las lágrimas brotan de mis ojos.
Comimos juntos en la habitación más cálida
de la casa.
Cielo de primavera . . . para verlo
se abrieron todas las ventanas.
Y mientras hablábamos juntos en silencio
de tanto que es viejo y olvidado,
Mi hermana—la más joven – – – interrumpe:
” Las golondrinas están volando junto a nosotros.”

Agua corriente

Traducido por Muna Lee

Sí, me muevo, vivo, me extravío –
Agua corriendo, mezclándose, sobre las arenas.
Conozco el placer apasionado del movimiento;
Saboreo los bosques; toco tierras extrañas.
Sí, me mudo-quizás estoy buscando
Tormentas, soles, amaneceres, un lugar para esconderme.
¿Qué haces aquí, pálido y pulido—
Tú, la piedra en el camino de la marea?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.